Archivo de la etiqueta: David Grinberg

Cuántica y Más Allá del Yo

Queridos lectores:

Durante el mes de julio volvimos a impartir el taller de Teatro Cuántico de forma presencial en la ciudad de Xalapa en el estado de Veracruz, esperamos que muy pronto las condiciones sanitarias nos permitan ir a muchas más ciudades para poder compartir de forma presencial con toda la comunidad.

Les dejo algunas fotos para que aprecien un poco aunque sea, el hermoso lugar y la maravillosa energía de todos los participantes

Por otro lado tenemos lista la edición de julio de nuestra conferencia interactiva por Zoom y estamos listos para recibirte de nuevo.
Todavía queda algunos lugares

.
Muchas gracias por ser y por estar.

David Grinberg

Xalapa Cuántica

Querido lector:

Han pasado más de dos años desde la última edición del Teatro Cuántico. Primero una apretada agenda y después las prohibiciones a los encuentros presenciales debido a la pandemia, han aplazado un mes y después otro, el taller en donde exploramos por medio de la experiencia lúdica , las ideas fundamentales de la física cuántica.

Pero la espera terminó y muy pronto estaremos por primera vez en la capital del bello estado de Veracruz, para tomarnos de las manos, mirarnos a los ojos y viajar juntos con el cuerpo y la mente.

Conectaremos lo aprendido, con uno de los experimentos más famosos realizados por Jacobo Grinberg Z en su Laboratorio de Comunicación Humana de la UNAM, se trata del potencial transferido, que a su vez se basa en el principio del entrelazamiento cuántico.

Por si fuera poco, la respuesta veracruzana ha sido enorme y casi no quedan lugares.

Si quieres apartar el tuyo, habla o escribe al teléfono 2288552861

Enorme felicidad de regresar al escenario-laboratorio, por ahí nos vemos.

Saludos.

Teatro Cuántico en Xalapa Veracruz por primera vez

Conferencia Interactiva

Queridos lectores:

Mientras se dan las condiciones para muy pronto regresar a los escenarios principalmente con el Teatro Cuántico, estamos formando un grupo hermoso, principalmente con personas de Chile y de México para nuestro próximo evento.

La principal y revolucionaria teoría de Jacobo Grinberg, es la protagonista de un viaje experiencial hasta el misterio de la mente humana y lo que denominamos consciencia.

Exploraremos las tres ideas principales de la sintergia , las cuales por separado son ya de por sí completamente disruptivas.

Las enumero:

1- La mente humana no es local.

2- Las mentes están interconectadas

3- La conciencia precede a la realidad.

No se la pierdan, gracias a internet podemos entrar desde cualquier parte del mundo.

Todos los informes en yosomos@gmail.com

Deseando se encuentren y sigan bien al igual que los suyos, les dejo un fuerte abrazo.

Entrevista en Inglés. English Interview.

Entrevista para Estados Unidos por Primera Vez

Gracias a Holly Erin Copeland por invitarme a esta charla que se llevará a cabo por Facebook Live el viernes 12 de febrero a las 5:30 pm hora de la Ciudad de México.

Todos invitados a acompañarnos y a ayudarme por si las palabras en inglés no fluyen com quisiera.

Les dejo la amable descripción hecha por mi anfitriona.

In this wonderful multicultural HeartMind Happy Hour conversation, join me on Friday, March 12th at 4:30 PM MT with nondual consciousness thought explorer, director, author and project leader David Grinberg. Based in Mexico City, and inspired by his brother Jacobo Grinberg who developed the Syntergic Theory, David founded the Yosomos community (https://yosomos.com/) to share nondual teachings and personal explorations. We will discuss his current Mas Alla Del Yo (Beyond the I) workshops that uses meditation and experiential learning to help people to transcend the identity.

https://www.facebook.com/events/265355601704798/?ti=ls

Arriba el enlace para el evento

Talleres Profesionales

La experiencia adquirida en Yosomos viajando con nuestros talleres y cursos por hermosos lugares y las increíbles personas encontradas en el camino, nos han llevado a forjar lazos de conocimiento y crecimiento. Conexiones que incluso se han fortalecido con el distanciamiento físico de emergencia que atravesamos.

Así mismo la oportunidad de trabajar por años en la universidad acompañando a alumnos y maestros en su crecimiento profesional y personal, me hacen saber que ha llegado el momento de compartir análisis, sensibilidad y soluciones a todo tipo de organizaciones.

La primera que queridos lectores les quiero presentar, es una conferencia interactiva, transmitida vía zoom y la cual es perfecta en como ponencia sincrónica, reuniendo a equipos medianos y grandes, entusiasmándolos con una visión optimista de compromiso con el futuro.

Así mismo, junto con Adriana Castillo, una de las especialistas de educación corporativa más reconocida de México, lanzamos los Planes de Bienestar Laboral, especialmente diseñados a medida de cada una de las organizaciones interesadas. Comenzamos con un diagnostico profesional, para de ahí pasar a acciones como entrevistas, talleres, dinámicas y conferencias, que cambian la cultura corporativa llenándola de propósito y por lo tanto de productividad.

Proyectos ambos innovadores y disruptivos, listos para contribuir con el crecimiento de las organizaciones y los que las conforman.

¡Que tengamos un 2021 1000000000000 de veces mejores que 2020!

La última y nos vamos.

Falta una conferencia más, en el año más extraño de nuestras vidas.

Aunque algo muy especial le agradezco al 2020: la posibilidad de conectar con todos los que entretejemos los estambres que aquí llamamos Yosomos y el poder experimentarlo con tantos seres hermosos.

Todos invitados.

Inscripciones en yosomos@gmail.com o al móvil +52 5518474198

Estreno Más Allá del Yo

Queridos lectores:

El pasado sábado 17 de octubre de 2020 tuvimos el estreno de la primera conferencia interactiva: Más Allá del Yo, con participantes de Chile, Estados Unidos y México.

Aprendimos, meditamos y reflexionamos, acompañados por un grupo increíble, capaz de interconectarse de manera profunda a pesar de la distancia.

Viajamos impulsados por el corazón, desde el centro de nuestro ser, hasta la red de consciencia universal.

La buena noticia es que tendremos una segunda oportunidad para disfrutar la conferencia vía Zoom y por lo tanto disponible en todo el mundo. La cita es el próximo sábado 7 de noviembre de 2020 a las 10 de la mañana hora de México.

Nos centraremos en dos ideas centrales de la Teoría Sintérgica de Jacobo Grinberg Zylberbaum:
-El yo sin fronteras
-La no localidad de la mente.

Vamos a comprender que las barreras individuales de nuestra mente son imaginarias para comenzar a construir verdaderas redes de amor, usando las autopistas de la conciencia universal que siempre han estado ahí.
El “yo colectivo” , el “yosomos” como lo he llamado, es real, te invito a demostrarlo juntos
Reserva tu lugar escribiendo al 5518474198 o al correo yosomos@gmailcom

Te esperamos

Sócrates 308 Nueva Edición

Perdonen queridos lectores que no ponga una fecha exacta a lo que voy a contar, pero estamos hablando de principios de los años ochenta y no creo que tenga importancia, pues voy a recrear un domingo cualquiera en la casa donde nací y crecí.
Dedicado a mi familia toda con todo mi cariño.

Sócrates 308

La televisión Sony Triniton comprada por mi padre en el barrio de Tepito transmitía a todo color y a mayor volumen, la final del Abierto de Estados Unidos, entre Jimmy Connors e Ivan Lendl. Eran la dos de la tarde y habíamos llegado hace unos minutos desde el frontenis del deportivo a la casa de Polanco: mi padre Abraham, mi hermano Dani y yo de unos catorce años.
Mi mamá Kemy, junto con Petra -la nana de todos- ponía la enorme mesa.
El menú de los domingos era siempre el mismo: para empezar consomé de pollo y luego arroz a la mexicana, frijoles, carne deshebrada con mole y tortillas, muchas tortillas. Solamente cuando Petra se tomaba varios días de descanso, mi papá iba por unas carnitas con chicharrón al famoso Grano de Oro. 
Pero hoy Petra sí que estaba y se notaba por su mal humor, hasta que llegó mi hermano Jerry recién casado con su esposa Esther, para dibujar en su cara morena un sonrojo de alegría mientras abrazaba a su “gordito.”
Se escuchó por primera vez aquella tarde la pregunta habitual:
-¿ Va a venir Jackie (Jacobo) ?
-No sé, contesto Kemy, con ese muchacho nunca se sabe.
Dani y yo corrimos a enseñarle nuestra nueva manopla de béisbol Palomares a Jerry y salimos los tres disparados al jardín para unos lanzamientos, mientras Bucky el perro corría como loco tras la pelota de cuero.
Mi padre no podía despegar la vista de la tele; la vida le había quitado a su dios en Polonia, a su gran amor en el quirófano y la poca cordura que le dejó estaba ligada a su dosis diaria de litio que lo mantenía en un estado bastante apático y alejado de la realidad, aunque siempre mejor que durante sus brotes psicóticos.
Nathán apareció en la puerta, venia de recoger a Liz su novia y fue directo a la cocina a abrir las ollas. Petra se volvió a enojar ante la invasión.
– ¿Qué hay de comer para mí? Sabes que estoy malo de la panza.
– Uy que novedad. Pues hay arroz y te guardé pollo del consomé.
– ¿El arroz tiene ajo?
– No. Mintió Petra.
Nathán y Liz fueron a saludar al patrón, que mientras los besaba no despego la vista de la pelota que iba de un lado al otro de la pantalla.
– ¿Va a venir Jackie?
– Con tu hermano nunca se sabe.
Para entonces se habían hecho las tres de la tarde y todos nos moríamos de hambre.
– ¿Esperamos a Jackie?
– No voy a esperar toda la tarde, además se me van a enfriar las tortillas. Gritó Petra.
– A comer. Dijo mi mamá.
Inmediatamente nos sentamos a la mesa a devorar las delicias domingueras.
Comíamos mientras la tele pequeña del comedor, transmitía ahora, el duelo entre Lendl y Connors.
– Lendl se parece al conde Drácula.
– No sabía que en Transilvania hubiera canchas de tenis.
– Muy bien. ¡Qué bola! Gritó mi padre mientras Connors lograba su primera bola para partido.
– Muy bien Jimmy, los veteranos sabemos jugar mejor que los novatos.
Connors escuchó a mi padre y se hizo con el trofeo, pero la tele no se apagó, tuvimos que ver los comerciales de la Rubia Superior y esperar a que Jimmy alzara la copa para que la tele finalmente se callara. Para entonces Jerry dormía en un sillón mientras que Liz, Kemy y Esther se tomaban su café turco, hasta Nathán se animo a probar un poco.
– Solo para que Kemy me lea la taza.
-Una, dos y tres vueltas, ahora lo dejamos asentar.
Las tazas de las mujeres estaban llenas de estrenos, visitas y en el fondo del asiento dinero, pero la de Nathán tenía forma de intestino y mi madre no supo muy bien qué inventarle.
– ¿Y Jackie a qué hora llega?
– Si es que llega.
Mientras tanto Dani, 2 años menor que yo, jugaba con Buckie y conmigo béisbol, hasta que el vidrio que dividía el jardín con el comedor fue atravesado por una de mis mejores pichadas.
Se acabó la lectura del café y hasta la siesta de Jerry. Mi mamá nos gritaba sin parar. Por suerte en ese momento entró Jacobo.
Vestía una camisa oaxaqueña blanca con cintas de colores y nada más importó.
Todos a saludarlo, mi padre el primero, saliendo al fin de su tristeza al ver a su hijo mayor.
Jacobo nos abrazó a todos y se sentó en la mesa . Mientras saboreaba la comida de Petrita nos dijo sin más.
– En Cuernavaca estamos enseñándole a los niños a mirar con las manos.
– ¿A ver con qué?
– Les tapamos los ojos y les enseñamos a mandar al cerebro el mismo estimulo que envían con los ojos pero con las manos. Porque en realidad no vemos con los ojos, las imágenes son tan solo un producto de nuestro cerebro, lo único que hay que hacer es cambiar el canal de entrada.
Nadie creyó ni comprendió algo que a Jacobo le resultaba tan natural y obvio, pero ninguno habló.
– ¿Me enseñas a ver con las manos? Rompí el silencio.
– Claro, contestó.
Más de veinticinco años después las cosas aparentemente han cambiado mucho. Entre otras cosas, Abraham ya no está con nosotros y la casa de Sócrates 308 se convirtió en un edificio.
Pero Petra sigue cocinando en Tlaxcala, Nathán sigue teniendo problemas de digestión, Jerry es un experto en siestas y en jugar con los niños, Dani es de los pocos jugadores de frontenis en México con menos de setenta años, Kemy nos sigue leyendo la taza de café turco y yo cambié la raqueta por la pala de Padel Tenis, así que sigo lanzando pelotas contra los cristales.
Pero eso si, todos nos seguimos preguntando:
– ¿Va a venir Jacobo?

Foto: cortesía de Dan Grinberg Preciado.